Significado de el bordón del peregrino en el camino de Santiago

Significado de el bordón del peregrino en el camino de Santiago
En este momento estás viendo Significado de el bordón del peregrino en el camino de Santiago

El bordón, esencial en la travesía de los peregrinos del Camino de Santiago, no solo era un práctico apoyo para caminar y defensa ante peligros, sino también un símbolo con profundos significados mágicos y legendarios. Referenciado como el «tercer pie del peregrino» en el Codex Calixtinus, este bastón tenía su propia oración y se creía que poseía propiedades milagrosas, ya que, según la leyenda, el apóstol Santiago curó a un peregrino enfermo con el suyo. A lo largo de la historia, existieron diversos tipos de bordones, desde simples varas hasta elaboradas obras en marfil y metales nobles. Algunos fueron condenados por la Iglesia, como los rematados con un pomo curvo en forma de letra griega tau. Más allá de la leyenda jacobea, el bordón también tiene raíces ancestrales, siendo la vara mágica de poderes extraordinarios, vinculada a Hermes, Júpiter, el Irminsul celta y germano, y siempre considerada un símbolo de autoridad y maestría. Para los maestros constructores, era una brújula espiritual que guiaba la edificación de templos y marcaba el eje de la marcha espiritual de los peregrinos.

¿Para que sirve el bordón del peregrino?

El «bordón del peregrino» es un bastón o vara que simboliza la identidad y la experiencia del peregrino que recorre el Camino de Santiago. Su uso es tradicional y tiene varios significados:

  1. Apoyo físico: Prácticamente, el bordón sirve como un apoyo para el caminar del peregrino. Proporciona estabilidad y ayuda a aliviar la carga sobre las piernas durante largas caminatas.
  2. Protección: Históricamente, el bordón también podía ser utilizado como una herramienta de defensa para proteger al peregrino en su viaje.
  3. Símbolo de peregrinación: El bordón es un símbolo reconocido internacionalmente que indica que alguien está realizando el Camino de Santiago. Su presencia señala la conexión espiritual y cultural del peregrino con la ruta jacobea.
  4. Marca del peregrino: Muchos peregrinos personalizan sus bordones con conchas u otros símbolos que representan su viaje o su motivo para realizar el Camino. La concha de vieira, en particular, es un símbolo emblemático del peregrino de Santiago de Compostela y suele estar asociada con el bordón.
  5. Ritual de inicio y finalización: Algunos peregrinos llevan el bordón desde el inicio de su viaje y lo depositan en la tumba del apóstol Santiago al llegar a la catedral de Santiago de Compostela, marcando así el final de su peregrinación.
VER:  Leyenda de Eunate-Olcoz

Deja una respuesta